RSE EN EL MARCO DE LOS OBJETIVOS DE DESARROLLO SOSTENIBLE

Una estrategia sólida de RSE que supera la filantropía para facilitar el desarrollo para todos.


La comunidad internacional estableció una nueva agenda mundial para los próximos 15 años fijando 169 metas que consideran aspectos relacionados con la sociedad, el ambiente y la economía. Estas metas están incluidas en los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) aprobados por las Naciones Unidas, comunes a la humanidad y para los que cada país es responsable de establecer sus prioridades.

Las actividades privadas tradicionalmente consideradas como una gran variedad de agentes activos del ciclo económico, trascienden en su papel clásico de aportar mediante la eficacia de su trabajo a la economía de un país. La contribución de las empresas a los ODS supera el enfoque de aportes de naturaleza filantrópica y de la óptica exclusiva de la responsabilidad social empresarial. No es suficiente que sean generosas y asuman compromisos que mejoren las condiciones del entorno. Los ODS invitan a las empresas a contribuir con las metas de estos objetivos, entendiendo cuál puede ser su aportación y compromiso.

A partir de la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) en la ejecución de un rol en el desarrollo sostenible, las empresas adoptan una postura activa y responsable respecto del impacto de sus operaciones. Es decir, a favor del equilibrio entre el crecimiento económico, el bienestar social y el aprovechamiento de los recursos en armonía con el medioambiente. La coordinación entre estas acciones propias de RSE con las actividades de otras empresas, todas en el marco de las políticas públicas establecidas para una comunidad, es necesaria para generar un aporte y una sólida contribución a las metas de los ODS.

entrega-arboles-jalapa
Iniciativa de entrega de árboles en Jalapa por parte de la empresa Cementos Progreso.

Para Roberto Álvarez, vicepresidente de Asuntos Corporativos de Cervecería Hondureña, la RSE es la gestión ética del negocio por medio de la que se potencian los impactos positivos, y mitigan y compensan los impactos negativos asociados a su operación. Propicia una creciente generación de valor económico, social y ambiental a todas las partes interesadas de su proceso productivo.

“Los temas de RSE no son temas filantrópicos, que era lo que anteriormente se desarrollaba. Por eso al final lo que se busca es que sea un aspecto fundamental del negocio, pero que tenga sustentabilidad. Los temas filantrópicos eventualmente terminan. Pero para que un programa sea sustentable en el tiempo no se trata de hacer mucho, sino enfocar adecuadamente los recursos para un mayor impacto. Ubicar bien los grupos de interés, que van a hacer un impacto mayor con los recursos limitados”, expresa Álvarez.

holcim-actividades-comunidad
Durante todo el año Holcim realizan muchas actividades en beneficio de la comunidad donde están sus plantas productoras.

“Para lograr el verdadero compromiso con la RSE ésta debe iniciar desde adentro de la empresa. Por eso, para nosotros como la LafargeHolcim, es importante que existan proyectos y programas internos que atiendan y mejoren la calidad de vida de quienes se relacionan con la empresa en primera instancia”, manifiesta Catalina Mora, coordinadora de Sostenibilidad de LafargeHolcim de Costa Rica.

LA MEDICIÓN ES LA MEJOR HERRAMIENTA

Paul Beswick, encargado de la Fundación Grupo Puntacana, organización sin fines de lucro que implementa iniciativas de sostenibilidad de Puntacana Resort & Club de República Dominicana, cuenta que la RSE ocupa un asiento en el Consejo Directivo de la organización. Ello hace posible entrelazar de forma directa, desde la cúspide hasta la base de la pirámide organizacional, sus metas corporativas con sus iniciativas de desarrollo medioambiental y social. “Nosotros medimos la gestión de proyectos de RSE a través de indicadores de sostenibilidad que reflejan el impacto que están teniendo nuestros proyectos a nivel interno y externo. Las metas que tendremos a desarrollar en el futuro inmediato estarán relacionadas con la solución de desafíos ambientales y el desarrollo sostenible de nuestras comunidades”.

La empresa hondureña Lacthosa Sula tiene como principal enfoque de la estrategia de responsabilidad social empresarial promover el desarrollo sostenible de Honduras. Lo hace bajo un solo esquema, permitiendo monitorear sus proyectos, evaluar los resultados e impactos positivos que generan, tanto a nivel interno como externo.

Este enfoque ético de la RSE en armonía con el desarrollo sostenible es una sólida base para articular acciones alineadas con los ODS. Incluso, algunas empresas han adoptado prácticas de comunicación basada en estándares que facilitan esta contribución.

Las memorias de sostenibilidad constituyen una herramienta fundamental para las empresas porque proporcionan a la sociedad información clara y estandarizada de sus actividades empresariales desde la dimensión económica, social y medioambiental. Muchas empresas de la región centroamericana y República Dominicana apuestan por la elaboración anual o bianual de estos informes; entre ellas: Cargill, Cementos Progreso, Procter & Gamble (P&G), Fundación Grupo Puntacana, FIFCO, Morgan & Morgan, Interairports, Ficohsa y Lacthosa.

PACTO POR EL DESARROLLO

Uno de los grandes retos de la comunidad internacional es la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y para alcanzarlos, es necesario que el rol de la empresa evolucione. Los programas de RSE pueden adaptarse para desempeñar un impacto más activo a nivel local, en la resolución de los problemas mundiales en aspectos sociales, ambientales y económicos.

Los ODS sustituyeron a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), aprobados en 2000 también por las Naciones Unidas. Si bien éstos no consiguieron alcanzar la totalidad de los compromisos, la experiencia permitió la coordinación de los esfuerzos de gobiernos, empresas y organizaciones de la sociedad civil. La implementación concreta de acciones para cumplir estos objetivos se deja a cada nación, nivel de capacidad y desarrollo.

Este enfoque que permite adaptar acciones a las capacidades locales, facilita que las empresas contribuyan realizando acciones a través de su propia estructura de negocio. Se deja a criterio de cada país las actividades de apoyo, ejecución de iniciativas sociales y campañas de sensibilización para lograr la consecución de los objetivos y sus metas.

ERRADICACIÓN DE LA POBREZA Y LA LUCHA CONTRA EL HAMBRE

Para el 2030, los ODS uno y dos buscan erradicar la pobreza extrema para todas las personas en el mundo, poner fin al hambre y asegurar el acceso de todas las personas – en particular los pobres y las personas en situaciones vulnerables, incluidos los lactantes– a una alimentación sana, nutritiva y suficiente durante todo el año.

A manera de ejemplo, comentamos algunas iniciativas de RSE que desempeñan empresas de Centroamérica que contribuyen a acercar los indicadores a esas metas de desarrollo sostenible. En Honduras, la empresa de producción de lácteos, Lacthosa Sula, promueve el desarrollo económico, el compromiso social y el fomento de la nutrición en las comunidades donde operan. Su enfoque como empresa de alimentos, es impulsar un estilo de vida saludable desde la infancia.

Responsabilidad 

La contribución de las empresas a los ODS supera el enfoque de aportes de naturaleza filantrópica y de la óptica exclusiva de la responsabilidad social empresarial.  Los ODS invitan a las empresas a contribuir con las metas de estos 17 objetivos.

Gisela Sánchez, directora de Relaciones Corporativas de la empresa costarricense Florida Ice and Farm Company (FIFCO) menciona que desde el 2014 contribuyen a la erradicación de la sub y desnutrición. Comenzaron en Costa Rica, incursionando luego en Centroamérica y Haití, produciendo alimentos fortificados con vitaminas y minerales como hierro, zinc y vitamina C, y bajos en sodio y azúcar. Este refuerzo es necesario para complementar la alimentación de los niños y adultos que padecen de desnutrición.

El eje de bienestar corporativo se centra de manera muy especial en la calidad de vida laboral de los más de 700 colaboradores del grupo panameño Morgan & Morgan. En este frente se destacan iniciativas tales como “Ponte Fit” – un programa que orienta sobre alimentación y buenos hábitos–; cuarto de lactancia para las madres que estén en ese período de su vida; “Medimor” que es una clínica privada para sus colaboradores con un doctor de medicina general de planta; sistema de Teletrabajo; y otros beneficios como participación en las utilidades de la empresa.

SALUD Y BIENESTAR

El tercer objetivo de los ODS está enfocado en lograr la cobertura sanitaria universal. Considera la protección contra los riesgos financieros de una mala salud, el acceso a servicios de salud esenciales de calidad, incluyendo disponer de medicamentos y vacunas seguros, eficaces, asequibles y de calidad para todos. Así como fortalecer la prevención y el tratamiento del abuso de sustancias adictivas.

En El Salvador, el Grupo Roble considera que la responsabilidad social debe comenzar por la casa. “Por ello todos los años a nuestros colaboradores les traemos, en unión con el Ministerio de Salud o Caja de Seguro Social, jornadas de vacunación y prevención. Además contamos con una clínica que ofrece servicios gratuitos a toda la familia. Esto incluye servicios de pediatría y próximamente abriremos nuestros programas de nutrición”, refiere Gloria Almanza, coordinadora de Recursos Humanos del grupo.

Un enfoque diferente adopta Cervecería Hondureña, al enfocarse en iniciativas saludables para la juventud. Impulsan una hora de ejercicios físicos diarios de manera que sea la parte integral de la educación de los jóvenes. A su vez, realizan campañas en centros educativos con la finalidad de alertar a los jóvenes de los daños que produce el consumo irresponsable del alcohol.

EDUCACIÓN DE CALIDAD

El objetivo número cuatro de los ODS busca velar por que todas las niñas y todos los niños tengan acceso a servicios de atención y desarrollo en la primera infancia, y a una enseñanza preescolar de calidad. Esto con el fin de que estén preparados para la enseñanza primaria, y asegurar el acceso – en condiciones de igualdad para todos– a una formación técnica, profesional y superior de calidad, incluida la enseñanza universitaria.

“‘Nacer aprendiendo’ es un programa que ejecuta una propuesta formativa denominada ‘Niñez ciudadana’ y ‘Somos familia’, cuyo objetivo es trabajar en el ámbito de los derechos ciudadanos, promoviendo una mejor calidad de vida para las niñas y los niños en primera infancia con la colaboración con ONGs y el estado”, detalla Fernando Calderón, Gerente de Comunicaciones de P&G en Costa Rica.

“El Colegio Enrique Novella Alvarado es un centro educativo en Sanarate, El Progreso, de alto rendimiento para hijos de colaboradores y comunidades vecinas a las plantas que benefician a más de 350 jóvenes anualmente con becas educativas.

Esto nos ha posicionado como uno de los 25 mejores colegios en el país, ofreciendo programas educativos de calidad para la formación de líderes éticos”, dice Mario Orellana, gerente general de Cementos Progreso en Guatemala.

Memorias de sostenibilidad 

Una herramienta fundamental para las empresas porque proporcionan a la sociedad una información clara y estandarizada de sus actividades empresariales.

IGUALDAD DE GÉNERO Y REDUCCIÓN DE DESIGUALDADES

Los objetivos número cinco y 10 de los ODS suscitan el potenciar y promover la inclusión social, económica y política de todas las personas, independientemente de su edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión o situación económica u otra condición. Poner fin a todas las formas de discriminación contra todas las mujeres y las niñas en todo el mundo.

“En Tigo Honduras tenemos 2.400 empleados. De esos el 47% son mujeres, de las cuales 37 están en puestos gerenciales. Como uno de los empleadores más importantes de este país, es importantísimo impulsar el desarrollo de todas las mujeres. Estamos en una fase en la que contamos con salones de lactancia, atención médica continua, flexibilidad de horario – en algunos casos– dependiendo de la condición, y sobre todo oportunidades de desarrollo”, dice Vivian Kobeh, directora de Comunicación Corporativa de Millicom.

En Cargill Internacional colaboran con la inclusión de género apoyando espacios de promoción y formación de mujeres en diferentes áreas. “Creamos conciencia de cómo vencer las barreras que las mujeres tienen y promovemos la inclusión a lo interno de la empresa. Tenemos alianzas con organizaciones no gubernamentales para apoyar a las mujeres en diferentes espacios de empoderamiento y desarrollo de sus propios negocios”, precisa Blanca Villeda, gerente regional de Comunicaciones.

AGUA LIMPIA Y SANEAMIENTO

Lograr el acceso universal y equitativo al agua potable, a un precio asequible para todos es parte del propósito número seis de los ODS, que buscan proteger y restablecer los ecosistemas relacionados con el agua, incluidos los bosques, las montañas, los humedales, los ríos, los acuíferos y los lagos, por lo que las empresas están también tomando acciones en torno a este tema.

“Protegemos la cuenca hídrica de donde nosotros nos abastecemos en San Pedro Sula, en la zona del Merendón. A su vez, hemos desarrollado una alianza con la Cooperación Alemana que coordina las acciones entre todos los actores que cuidan la cuenca, como la dirección de medioambiente de la alcaldía de San Pedro Sula. Asimismo, apoyamos a instituciones que están realizando reforestación en toda Honduras”, comenta Roberto Álvarez de Cervecería Hondureña.

En Costa Rica, P&G desarrolla el programa “Agua Limpia para los Niños”, que busca atender las necesidades de agua potable en varias comunidades del país y en casos de emergencia. Se ejecuta desde mediados del año 2015 a través de una alianza público-privada entre P&G, la Asociación Empresarial para el Desarrollo, el Ministerio de Salud y el Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados.

ENERGÍA ASEQUIBLE Y NO CONTAMINANTE

Una apuesta universal que más se observa como tendencia de ahorro de recursos naturales y económicos es lo que prescribe la meta número siete de los ODS, que procura aumentar sustancialmente el porcentaje de la energía renovable en el conjunto de fuentes de energía y garantizar el acceso universal a servicios de energía asequibles, confiables y modernos.

“El eje de medioambiente es el esfuerzo de la empresa en ofrecer a sus colaboradores y clientes un espacio sostenible con nuestro edificio verde, la nueva MMG Tower, que reduce el gasto de energía y es adaptable a las condiciones climáticas de Panamá. Además participamos continuamente en iniciativas como campañas de reciclaje, reforestación y otras actividades ecológicas que refuerzan el compromiso en esta materia”, revela Camila De Vengoechea, gerente de Desarrollo Organizacional y Comunitario de Morgan & Morgan.

El Grupo Financiero Ficohsa cuenta con un programa de medioambiente en Honduras, estableciendo metas de reducción de la huella ecológica desde el 2014, financiado proyectos de energías renovables. De esta manera promueve el uso eficiente de los recursos naturales para la generación de energía limpia, eficiencia energética, reforestación de zonas protegidas, clasificación de desechos e instalación de paneles solares en agencias, con el objetivo de fomentar el uso de energía limpia.

TRABAJO DECENTE Y CRECIMIENTO ECONÓMICO

Promover políticas orientadas al desarrollo que apoyen las actividades productivas, la creación de empleo decente, el emprendimiento, la creatividad y la innovación, y alentar la oficialización y el crecimiento de las micro, pequeñas y medianas empresas.

Para los directivos de Lacthosa Sula, el objetivo ocho de las ODS no solo se trata de impactar en la vida de sus colaboradores, sino que buscan contribuir en el desarrollo del sector lácteo y cítrico. Trabajan de la mano de sus proveedores de materia prima, inspirándolos y capacitándolos para ser mejores cada día.

“En Diunsa hemos comprendido la necesidad de desarrollar nuestra RSE hacia el público interno y con la comunidad de manera simultánea. Contamos con un programa de Voluntariado Corporativo, a través del cual nuestros colaboradores tienen la oportunidad de participar en actividades de desarrollo comunitario de acuerdo con sus intereses y habilidades, pudiendo destinar tiempo dentro de su jornada laboral. El 27% de nuestros colaboradores participa en actividades de voluntariado”, enfatiza Elisa M. Pineda, gerente de RSE de Diunsa, Honduras.

Karla Simón, gerente de RSE en Grupo Financiero Ficohsa indica que tienen un programa explícito del voluntariado corporativo que promueve la acción social e incorpora a los colaboradores en espacios que brindan la oportunidad de mostrar su solidaridad a favor del desarrollo social de las comunidades donde tienen presencia.

INDUSTRIA INNOVACIÓN E INFRAESTRUCTURA

El Objetivo de Desarrollo Sostenible número nueve busca incentivar el desarrollo de infraestructuras regionales y transfronterizas, para apoyar el desarrollo económico y el bienestar humano, con especial hincapié en el acceso equitativo y asequible para todos.

Entorno a esto, en alianza con Hábitat para la Humanidad, los colaboradores de P&G Costa Rica han construido y donado 10 viviendas, y han financiado mejoras habitacionales en 35 hogares. Alpha Sociedad de Valores de República Dominicana trabaja con la organización Techo en la construcción de casas, así como en las jornadas de mantenimiento, donde se ha mejorado la calidad de vida de personas de escasos recursos económicos. Por su parte, la empresa Millicom en Honduras se ha propuesto apoyar a pequeños y medianos negocios a través de opciones de conectividad, tecnología móvil, servicios en la nube y toda esa estructura que ellos no pueden pagarse solos.

CIUDADES Y COMUNIDADES SOSTENIBLES

Aumentar sustancialmente el número de ciudades y asentamientos humanos que adoptan y ponen en marcha políticas y planes integrados para promover la inclusión, el uso eficiente de los recursos, la mitigación y adaptación al cambio cli mático son parte del ODS número 11.

“‘Juntos por su hogar’ es un programa solidario en el cual queremos contribuir a la formación de hogares que cumplan con las necesidades básicas de nuestros colaboradores. El enfoque es disminuir el déficit habitacional al aplicar un modelo de casas sostenibles”, comenta Mario Orellana, gerente general de Cementos Progreso.

Algunos de los ejes bajo los que opera la empresa Holcim, parte del Grupo LafargeHolcim, están asociados a los planes de prevención de emisiones de polvo y gases a través de un estricto control de proceso y mantenimiento. “Buscamos una adecuada clasificación de residuos en todas las operaciones de manera que se dispongan adecuadamente en pro de minimizar los impactos ambientales propios de cualquier operación industrial”, resalta Catalina Mora, coordinadora de sostenibilidad de la empresa cementera.

PRODUCCIÓN RESPONSABLE Y ACCIÓN POR EL CLIMA

Los compromisos 12 y 13 asumidos por los Estados suscritos a la Organización de las Naciones Unidas incorporan medidas relativas al cambio climático en las políticas, estrategias y planes nacionales. Las empresas deben incluir dentro de su estrategia de sostenibilidad modalidades de consumo y producción más sostenibles. Estos son parte de los lineamientos que siguen las empresas nacionales e internacionales a nivel regional.

“Este año logramos que la operación hotelera The Westin Golf Resort & Spa Playa Conchal sea certificada Carbono Positivo, es decir que no solo alcanzamos la neutralidad sino que compensamos un 25% más de nuestras emisiones alcanzando un balance positivo. También, emprendemos el reciclaje de envases para mitigar el impacto ambiental de la operación en Costa Rica, mediante un programa de reciclaje de envases post-consumo”, ejemplifica Gisela Sánchez, directora de Relaciones Corporativas de FIFCO.

Incidencia 

La coordinación entre estas acciones propias de RSE con las actividades de RSE de otras empresas, y todas en el marco de las políticas públicas establecidas para una comunidad, es necesaria para generar un aporte y una sólida contribución a las metas de los ODS.

El Grupo LafargeHolcim, siendo un líder en la industria de materiales de la construcción, busca reducir las emisiones de CO2 por tonelada producida de cemento en un 40%, tomando 1990 como año base. Ha implementado acciones complementarias como el uso de 80 millones de toneladas de residuos como combustible alternativo, reduciendo en un 30% la cantidad de agua utilizada por tonelada de cemento.

VIDA SUBMARINA Y ECOSISTEMAS TERRESTRES

Los objetivos número 14 y 15 de los ODS velan por la conservación, el restablecimiento y el uso sostenible de los ecosistemas terrestres y los ecosistemas interiores de agua dulce, así como de los servicios que proporcionan, en particular los bosques, los humedales, las montañas y las zonas áridas. Buscan la prevención y reducción de la contaminación marina de todo tipo.

La Fundación Grupo Puntacana enfoca todas sus acciones de RSE entorno a la protección y conservación del medioambiente. Por ello promueve la calidad y uso eficiente del agua, la protección de especies endémicas, jardinería de corales, laboratorio de biodiversidad, agricultura sostenible e hidroponía, el uso eficiente de la energía, manejo eficiente de residuos sólidos, lombricompost y apicultura, centro de sostenibilidad, reserva ecológica, calidad ambiental del espacio comunitario y del paisaje.

PAZ, JUSTICIA E INSTITUCIONES SÓLIDAS

Promover el estado de derecho en los planos nacionales e internacionales, garantizando la igualdad de acceso a la justicia para todos, es parte de las consideraciones del objetivo 16 que la FundaMorgan promueve. En total suman más de 8.000 horas con la participación activa de un promedio de 55 abogados quienes han donado, no solo sus conocimientos, sino también su tiempo libre para cumplir con este compromiso.

ALIANZA PARA LOGRAR LOS OBJETIVOS

La descripción de las iniciativas de RSE que las empresas desarrollan en la región, revelan que estas pueden ser enmarcadas en la consecución de algunas de las 169 metas de desarrollo sostenible. Lograrlo es posible colaborando eficazmente entre el sector privado y los gobiernos en la obtención de los indicadores de cumplimiento de una determinada meta. Cada país y su comunidad es el principal responsable de su propio desarrollo económico y social.

Experiencias positivas se relacionan con la suma de esfuerzos de distintas iniciativas de RSE que se integran en acciones conjuntas. La agenda 2030 es una hoja de ruta que establece un destino común esperado para todos los habitantes del planeta y en el cual todos estamos llamados a contribuir desde nuestras capacidades e intereses.