INTEGRACIÓN SOSTENIBLE

Promover la consolidación de la mujer empresaria figura entre los objetivos principales del BCIE.


L

a misión del Banco Centroamericano de Integración Económica al promover la integración centroamericana, el desarrollo económico y social equilibrado de la región, que incluye a países fundadores y regionales no fundadores, se evidencia también al identificar e impulsar programas, proyectos e iniciativas regionales que respondan a las políticas y estrategias sectoriales en el mercado de los cinco pilares de la agenda regional del Sistema de Integración Centroamericana (SICA).

Entre los principales resultados obtenidos en el marco de la Presidencia Pro Témpore del SICA de la República de Honduras correspondiente al período de enero a junio del año 2016 está la aprobación del Programa Regional de Financiamiento para Mujeres Empresarias (PRAEM) con el objetivo de promover el empoderamiento y la autonomía económica de las mismas, contribuyendo con el proceso de desarrollo e integración económica regional en materia de género al brindar opciones de financiamiento a las mipymes lideradas por mujeres empresarias mediante la amplia red de instituciones financieras intermediarias del BCIE.

La formulación del programa es el resultado de una coordinación estrecha entre la SIECA, el COMMCA y CENPROMYPE, con el apoyo de ONU Mujeres que entró en funcionamiento en el primer semestre de 2016 como órgano que dará seguimiento a la implementación del programa. La conformación del grupo de trabajo del PRAEM y la disposición de recursos por parte del BCIE permitió el lanzamiento oficial del programa el pasado 29 de junio.

Con la puesta en marcha del PRAEM se espera atender las necesidades de crédito de las mujeres a través de un programa financiero diferenciado;  financiar a las mujeres empresarias y emprendedoras, especialmente aquellas que se encuentran en la base de la pirámide económica; promover y consolidar la posición de la mujer en el mercado laboral, y brindar oportunidades de progreso a los grupos más vulnerables.

INNOVACIÓN Y EMPRENDEDURISMO

El 21 de junio pasado, el BCIE y Cenpromype lanzaron la Iniciativa de Desarrollo de Ideas para Negocios y Aceleración de las Mipymes Centroamericanas (Iniciativa DINÁMICA), que incluye aportes del Gobierno de Alemania y de la Unión Europea.

La finalidad es contribuir con la promoción de la innovación y el emprendedurismo, así como influir en el fortalecimiento del sector financiero que atiende la Mipyme con el fin de coadyuvar en el desarrollo socioeconómico y reducción de la pobreza en la región.

Dicha iniciativa es parte integral de la Estrategia Regional de Fomento al Emprendimiento en Centroamérica y República Dominicana (SICA – EMPRENDE).

En abril del presente año, en Roatán, Honduras,  el Consejo de Ministros de Turismo del SICA presentó sobre su experiencia en intermediación financiera, en particular en el proceso de construcción del Programa Regional de Financiamiento para Mujeres Empresarias con el fin de utilizar dicha experiencia en la construcción de un Programa de Apoyo a las mipymes turísticas. Por ello se instruyó al SITCA coordinar la elaboración de una estrategia y plan de acción que deberá ser diseñado con la participación de los técnicos de las Administraciones Nacionales de Turismo en conjunto con la Federación de Cámaras de Turismo de Centroamérica (Fedecatur), ofreciendo a Guatemala ser sede para acoger el primer taller, y Panamá el segundo, en fecha a ser definida posteriormente.

Como resultado de lo anterior, se realizó un primer taller para dar inicio a la formulación de dicho programa con la participación de las autoridades de turismo de los países del SICA, representantes de Fedecatur y el BCIE.

ACCESO A VIVIENDA

Otro aspecto a destacar es el Programa Centroamericano de Vivienda y Desarrollo de Hábitat Sostenible (VIDHAS) aprobado por el Directorio del BCIE en mayo de 2015, como programa marco de las intervenciones del BCIE en el sector de vivienda que fue formulado en respuesta a las necesidades identificadas en la Estrategia Centroamericana de Vivienda y Asentamientos Humanos 2014-2019.

Para dicho Programa el BCIE pone a disposición de los países del SICA aproximadamente $550 millones para crédito directo y seguir impulsando la canalización de recursos a través del componente de intermediación financiera.

El objetivo es mejorar la calidad de vida de los centroamericanos a través del acceso a vivienda en un entorno urbano apropiado, por medio del financiamiento de intervenciones que fomenten la inclusión social y la reducción de la pobreza, satisfaciendo una demanda social en vivienda y servicios de ciudad.  Desde la aprobación del Programa en 2015 hasta mayo de 2016 se han aprobado dos operaciones por $110 millones en Nicaragua y Costa Rica y se tienen dos operaciones en análisis en Honduras y El Salvador.

$550 millones para el Programa Centroamericano de Vivienda y Desarrollo de Hábitat Sostenible.

COMBATE A PLAGAS DE CAFÉ

También es apropiado mencionar el Programa Piloto Regional para Atender a la Población Afectada por Plagas del Café y Promoción de Prácticas para la Caficultura Sostenible en Centroamérica, que tiene por finalidad proveer financiamiento y asistencia técnica a pequeños productores afectados por plagas y enfermedades comunes en plantaciones de café; promover una caficultura sostenible a través de la implementación de buenas prácticas de producción, manufactura y comercialización. De tal manera se mejorarán las condiciones y medios de vida de las familias en el medio rural y se modernizará el sector agropecuario de la región.

Por lo anterior, el 23 de mayo de 2016, el BCIE firmó un convenio de cooperación no reembolsable por $3.5 millones con el Ministerio de Asuntos Exteriores de la República de China (Taiwán) como aporte al componente de asistencia técnica del programa como complemento al financiamiento que tiene a disposición el BCIE por un monto estimado de $80 millones.

AGUA Y SANEAMIENTO

Finalmente, se destaca el Programa Regional de Agua y Saneamiento que tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de los centroamericanos por medio del acceso a servicios básicos, tales como agua potable y saneamiento, incluyendo tratamiento de las aguas residuales, a través de intervenciones para el desarrollo que efectivamente mejoren las condiciones actuales de la población objeto.

En el marco de dicho Programa, aprobado en 2014, a junio de 2016 se han aprobado tres operaciones en Nicaragua, El Salvador y Costa Rica por un monto acumulado de $250 millones.

Otras iniciativas del BCIE recaen en el sector energético, además del financiamiento directo para el desarrollo de proyectos de generación de energía con fuentes renovables.

Los proyectos de infraestructura también forman parte de la estrategia de apoyo del principal brazo financiero de la región centroamericana.